José Luis Díaz (logo)

Español Español

Lecturas > Walter Murch: La Edición

Walter Murch: La Edición

por Walter Murch

¿Qué define a un buen editor?

Un buen editor debe tener algo de sentido sobre cómo contar una historia, cosa que involucra tener sentido del ritmo.
Es un poco como contar un chiste. El chiste puede ser muy bueno, pero contado con un ritmo erróneo se vuelve insulso.
Hay una relación muy estrecha entre la historia en si misma; cómo contarla; y el ritmo con el cual se cuenta. Por lo tanto, la edición es aproximadamente 70% ritmo: qué se muestra y la frecuencia con la que se lo muestra.
Es muy difícil enseñar esto.
En cierto sentido es como el baile. Uno puede explicar las cuestiones básicas sobre el baile, pero para realmente aprender a hacerlo, uno debe bailar. Debe hacerlo. Al principio, y naturalmente, uno se siente incómodo. Pero gradualmente uno va descifrándolo:
"Pongo mi pie aquí...y luego hago un giro...".

La edición es muy similar a la danza en ese sentido. Podemos pensar en la arquitectura de una película como en una especie de "danza congelada".
Ya que lo que hacemos los editores cuando ensamblamos el proyecto por primera vez y luego lo refinamos, es para mejorar gradualmente la estructura básica, y luego los detalles más finos de esos ritmos.

¿Cuál es el rol de un asistente de edición?

Idealmente, el asistente es alguien que posee un muy buen balance entre los detalles finos y la película en general. Es muy fácil perderse en los detalles ínfimos, pero si no estamos conscientes de la película en general en cuanto a qué necesita la historia, qué necesita el editor, cuál es el "humor" de las cosas hoy, a nivel humano, el asistente debe estar consciente de esto. Pero a la vez, tampoco debe estar tan fascinado con eso como para perder contacto con tener todos los "ceros" en orden y colocar bien los números. Hay mucho "number crunching" actualmente, especialmente desde que se trabaja en digital.
Puede volverse un trabajo muy deshumanizado por momentos, y hay que saber balancear eso con el aspecto humano del trabajo.

¿Ha cambiado la tecnología la manera en que trabajas?

Uno de los grandes cambios que ocurrieron recientemente es la utilización de cámaras digitales que capturan la imagen de esa manera. Y a la vez, el chip digital que graba esto, se está volviendo cada vez más grande. Por lo tanto estamos lidiando con una densidad de pixeles que es enorme comparada con lo que era hace 5 ó 10 años atrás.
Lo que esto nos permite hacer en la edición es "recomponer" la imagen DENTRO del frame.
Es muy útil en documentales.
Cuando se filma un documental uno no sabe dónde terminara este momento en particular o cómo se integrará con el resto. Entonces quizás haya cosas dentro del frame que en última instancia no van a encajar en la historia. Por lo tanto, la habilidad de recomponer el cuadro, de agrandar una porción de imagen y omitir otra cosa (que para la historia sería "incorrecta") es fantástica.
Quizás un personaje que no aparecerá en la película está en esa toma. Entonces, podemos eliminarlo simplemente acotando los márgenes de la imagen.
Antiguamente no podíamos hacer eso tan libremente porque era muy caro y aunque se pudiera hacer, la estructura granulosa del fílmico era tal que si uno recomponía la imagen, se notaba que algo había sucedido. Con la imagen digital no se nota.
En cierto sentido, podemos "fotografiar" la película una segunda vez mientras editamos, recomponiendo los cuadros.
Si pensamos en la edición normal como un proceso horizontal, tal como una fila de vagones en un tren, podemos afirmar que este tipo de edición es vertical. Uno edita dentro del cuadro, y elige ver o no ver ciertas cosas capturadas en la fotografía original.

¿Cuál es el consejo que le darías a alguien que recién comienza como editor?

Bueno, creo que lo mejor que uno puede hacer como un editor que está intentado aprender a editar es editar.
En ese sentido, la gente de hoy está en una posición mucho mejor que en la que estábamos nosotros hace 50 años.
En esa época el fílmico era muy caro y las películas que se utilizaban para editar eran muy caras también. Era difícil encontrar el tiempo y los recursos para poner manos a la obra.
Ahora, la internet está completamente sobrecargada de material que uno puede descargar.
O uno puedo incluso grabar cosas con una cámara normal, conseguir un software de edición gratis que nos permita editar y hacer cosas complicadas con sonido. Cosas que nosotros ni siquiera soñábamos que serían posibles.
Como decía antes, la manera de aprender a bailar es bailando. Hacerlo. Y eso aplica también en este caso.
Obviamente, también hay que mirar tantas películas como se pueda, e intentar ver cómo se hicieron, para luego forjar su propio camino. Uno descubre su propia manera de hacer encajar las piezas. Es un arte muy nuevo en la totalidad de la experiencia humana, sólo tiene 100 años de antigüedad, mientras que todas las otras artes tienen orígenes perdidos en la prehistoria.
Entonces, individual y culturalmente, estamos descubriendo cómo hacerlo. Y aún hay mucho más que descubrir.

El video original está en el canal de YouTube de BAFTA GURU. Gracias BAFTA GURU.